SUPONIENDO, SIN CONCEDER

Nacional

Octubre, 30, 2020

Mediante el Comunicado de Prensa Número 480/20, de 29 de octubre de 2020, el INEGI dio a conocer, con diez meses de retraso, las características de las defunciones suscitadas en México durante 2019. En dicho documento se indica que durante ese año se registraron 36,661 muertes violentas (homicidios –se contemplan hombres y mujeres-), lo que ubicó a esta causa de muerte como la quinta en nuestro país.

Las muertes asociadas a la salud están entre las principales causas de defunción.

En dicho año, del total de defunciones el 88.8% correspondió a problemas y enfermedades relacionadas con la salud.
Con relación a las muertes violentas el 88.7% correspondió a hombres, lo que conduce a que en los varones el homicidio representa la cuarta causa de muerte.

Y dada la proporción de muertes violentas en el caso de las mujeres, que representa el 11.3% del total de defunciones violentas, dicha causa no se encuentra entre las primeras diez que informa el INEGI: Con excepción de la causa número 8, en el registro de muerte de mujeres durante 2019, que se registran como accidentes, entre las principales diez causas de mortandad femenina encontramos que 9 corresponden a enfermedades y problemas relacionados con la salud.

En 2019 fueron muertos de forma violenta 32,530 hombres, y en el mismo periodo se registraron 3,892 feminicidios.

En los últimos diez años (2010 a 2019), nunca como en los últimos dos años se habían cometido tantos homicidios (hombres y mujeres) en nuestro país: corresponden al último año de Peña Nieto (en realidad 11 meses de 2018) y primer año de López Obrador (2019), ambos años con registros mayores a las treinta y seis mil personas asesinadas.

En los registros de esa década, el menor número de ejecuciones se reportó en el año 2014 (Peña Nieto) con un total de 20,010 personas asesinadas en ese año, de las cuales 17,503 eran hombres y 2408 eran mujeres. Un dato más, durante los años que se registran del calderonato, el peor año corresponde –dentro de dicha década- a 2011, con 27,213 personas asesinadas, 24,257 hombres y 2,693 mujeres. En esa década con el peor año del calderonato, el “presidente de la guerra”, hoy estamos, como lo ha indicado el INEGI, con el “presidente de la paz”, con un registro de 36,661 muertes violentas, 32,530 hombres y 3,893 mujeres.

Por: Dr. Delio Dante López Medrano/Latitud Megalópolis

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.